Elegir el mejor candidato para tu empresa no es tarea fácil. En la actualidad, la falta de oportunidades laborales y lo relativamente sencillo que es aplicar en las páginas web de empleo hace que se complique poder visualizar el candidato ideal para el puesto ofertado.

La selección de personal por competencias consiste en ir más allá de la mera experiencia o conocimientos de las personas. Se basa en analizar las competencias personales del individuo, poniéndolas en concordancia con las habilidades que necesitamos en la empresa. Las competencias pueden ser habilidades técnicas, habilidades personales o habilidades interpersonales. Lo más óptimo para la compañía es seleccionar a las personas que presentes más competencias afines con la empresa, aunque no haya tenido experiencia previa.

El mejor candidato mediante las competencias en la selección de personal

En el proceso de selección de personal es importante hacer hincapié en las habilidades específicas del candidato, estudiando con detenimiento si estas cualidades son las relevantes para la empresa.

Por ello, lo primero es detectar las competencias que hacen que las personas sean exitosas dentro de la propia empresa en un puesto similar al que está vacante. Si el puesto es de nueva creación, una forma de conseguir información es observar puestos similares dentro de la empresa o en alguna compañía similar.

Una vez halladas las competencias que necesitamos para la empresa, visualizarlas y categorizarlas. Qué habilidades son imprescindibles, cuáles deseables y en qué medida son necesarias.

A la hora de la selección de personal hay que crear un método de trabajo que nos permita obtener con claridad la información que queremos saber. Orientar las preguntas hacia este campo, crear unos formularios que permitan conocer las cualidades de los candidatos, etc.

Por último, evaluar las respuestas de los candidatos en torno a las habilidades demostradas, conectando las competencias de las personas con las necesidades y filosofía de la empresa.

Ventajas de la selección de personal por competencias

  • Lograr el mejor candidato para la empresa y el puesto ofertado. Al tener en cuenta sus competencias es más sencillo conseguir a la persona adecuada, más allá de la experiencia y conocimientos que pueda tener.
  • Mejorar el proceso de selección. Una de las labores de la selección de personal es predecir comportamientos futuros de los candidatos en la empresa. Si contamos con más información sobre este punto más fácil será tener éxito en el proceso.
  • Cubrir determinados puestos de nueva creación en los que todavía no hay demasiados profesionales cualificados en el mercado. Basándonos en las competencias necesarias del candidato y del puesto a cubrir es más sencillo encontrar futuros buenos empleados para el trabajo.
  • Buscar candidatos con talento e inquietudes en consonancia con los valores y el trabajo de la compañía.

En definitiva, el proceso de selección de personal por competencias, pone en relieve todas las aptitudes del candidato. En muchas ocasiones es más conveniente personas con aptitud y actitud que con una gran experiencia a la espalda.

¿Qué te parece este método de selección de personal? Si te has quedado con ganas de más, en Talentclue podrás conocer más detalles